viernes, 27 de septiembre de 2013

Alfonso En Guerra

Este señor, Alfonso Guerra, fue el azote rojo de los años 80s. Para muchos un santo incorruptible y para el resto un demonio, como suele pasar en estos casos. Nunca dejó indiferente a nadie. Menos con sus declaraciones. Incluso las dedicadas a sus “amigos” más importantes. Ahora está de actualidad. Presenta su biografía. Estoy ojeando la pronto de mi madre y me encuentro esta minientrevista. Me quedo absorto con este párrafo final. Analícenlo ustedes. Noten la transformación del discurso desde “es mi amigo”, y en lo que deriva. Cómo se convierte en una crítica, que en menos de dos líneas ya es absolutamente despiadada hacia su “amigo”. Menos mal que no tenía más espacio en la entrevista para seguir calentándose. Un espacio en tele5 y se suelta por peteneras. “¿González? A ese es falso rojo que se deja comprar al mejor postor. Que lo único que quiere son riquezas y reconocimientos que lo endiosen mientras va arreglando el mundo por los platós. A ese hipócrita fascista que ha permitido, junto con la derecha y los banqueros que nuestro mundo y nuestros ideales se vayan a pique. A ese tío, lo quiero un montón. Va por ti González, amigo del alma.” Con amigos así quién necesita enemigos…

No hay comentarios:

Labels