jueves, 17 de abril de 2008

hoy jugamos a ERES LO QUE TE METES


Las drogas nos hacen, nos contonean, nos van descomponiendo. Deconstruyen nuestras mejores neuronas en una sublimación de inspiración y nebulosas, explosiones de locura feliz no canjeables por la conquista del futuro. Es lo que hay, la gente se droga. No se pregunta si las FARC, Putín, los moros nazis o los gitanos chungos viven gracias al tema.
La gente se mete y punto. Todos se meten, pero no todos se meten de todo. En ERES LO QUE TE METES analizaremos las grandes tendencias del chunguismo drogueril. En ERES LO QUE TE METES hemos hecho estudios profusos y prolijos. Podemos asegurar que sabemos lo que eres, no por lo que eres por dentro, sino por lo que te has metido dentro. Con estudios estadísticos basados en mirar las caras a la gente por la noche podemos aventurar claras tendencias. El hippy fuma porros (Y fumar porros te hace algo hippy) El bakala toma rulas. Un indie por ejemplo no suele ir de pastis (menos en el FIB, que vale todo). Un indie se emborracha y se pilla medio gramo con cuatro amigos. Eso parece hasta sano. Un gay tecnócrata se hincha a pastillas, cristales, farlopa... y el popper. Que no sabéis lo que es el popper, en ERES LO QUE TE METES te lo contamos. Es un relajador muscular que huele a mierda y nube de golosina quemada, a la vez. Y que deja un hermoso perfume en el habitáculo donde se derrame. Así que si algún día oléis a lo que digo al abrir la puerta de un local. Estaros con los ojos bien abiertos, sobre todo porque podéis ir a parar a sitios donde no hay luz.
Los gays minimal son los reyes de las drogas, marcan tendencias. Hasta tienen una serie de televisión donde se meten alegremente pirulas y luego se enculan todos en masa que eso es una preciosidad verlo, vamos. Para un buen drogata el alcohol y el tabaco no es ni para tenerlo en cuenta. Es como comer pipas. En el mundo del rock, tan devaluado, por suerte aún quedan pequeños reductos auténticos. Rockeros orientalistas, lo decimos porque van siempre de chinos (jaja), pero esos son unos pocos puretas. Y ¿quién toma LSD?, el tema de los ácidos es para curiosos festivaleros. Es el caviar de las drogas, no por el precio, sino que es como que se tiene que notar que es un día especial. Que se te olvida que estás viendo el concierto de tu vida y te apetece ir cazando los gamusinos que no paran de volar por tu cabeza, pues vale, take it easy my friend.
También está el speed, muy fiestero. Usado para mantenerse de fiesta no sólo mentalmente, sino físicamente. Así que es la droga de todos los que se toman la fiesta como un trabajo más que como una opción de ocio. Y por último las setas, es la única droga que se toma hoy día con deseos de tener una experiencia por encima de nuestra cotidianidad. Hasta hay quien queda para no hacer otra cosa y ver qué le pasa. Se narran experiencias verdaderamente interesantes al respecto. Está la ketamina también. Pero no queremos saber qué locos son capaces de tomarse esas cosas. Lo demás, sí, está muy bien y es muy sano.
En esto hay una verdad, todos toman farlopa. La farlopa es la reina. Está en todas partes. Se ha convertido en la droga del pueblo. Es realmente difícil reconocer a un farlopero no profesional. Antes de llegar a probar los opiáceos, el LSD y los cristales, antes te has hinchado a farlopa. Pero si has probado ya todo esto, enhorabuena, eres ya un buen chungo de los que viven por y para divertirse en fin de semana.
Pero aún te queda mucho. Para que te podamos reconocer tienes que curtirte la piel, dejar que la dentadura adopte conformaciones inimaginables fuera de un cuadro de Picasso. Con todo ¿Te sientes reconocido en alguna de estas descripciones? En ERES LO QUE TE METES, intentaremos averiguar de qué vas puesto. El nuevo show de teleadicción española. Donde lo vamos a pasar increíblemente. Vamos a vivir tensión, subidones, bajones y hasta malos viajes. Apúntate, sorteamos un mes de convivencia con Amy Winehouse para que te replantees tu vida.

1 comentario:

CRLM Office dijo...

A mi me gusta Cien Ratas Lamen Morcilla.

Labels